Repensar el Negocio

celebrar misa en un aparcamiento

Celebrar misa en un aparcamiento

La necesidad de mantener la distancia de seguridad para evitar contagios ha afectado a muchísimas situaciones. Lo que antes de la pandemia dábamos por garantizado ahora resulta que no lo está.

En una iglesia cabe la gente que cabe. Tiene, como todo, un aforo limitado. Si las autoridades locales deciden reducir los aforos al tiempo que manifiestan su preferencia por las reuniones en espacios abiertos, el párroco tiene un problema a la hora de reunir a usu fieles.

Pero como lo realmente importante es la reunión, ese párroco pensaría que si organiza la misa en otro sitio, abierto y más amplio, donde se puedan garantizar las distancias, habrá misa.

Y la hubo.

LA IDEA REPENSADORA

Decidir qué es lo importante y qué lo accesorio, para así poder pensar en opciones que nos permitan alcanzar el objetivo.

Y ahora dinos:

¿Te ha gustado?

¡Haz clic en un trofeo para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.